viernes, 25 de septiembre de 2009

Yo ya no puedo hacer más, me cansé, me harté. Si no me tenés confianza, es porque no querés. Sabés bien que no voy a hacer cosas que realmente no quiero, que realmente no necesito; cosas que no son de mi persona. Entonces... por qué tanto miedo?

No hay comentarios.: